Cuidado Madre-Canguro

Original de: Furman L. Kangaroo Mother Care 20 Years Later: Connecting Infants and Families. Pediatrics. 2017;139(1):e20163332

Traducido por: Joshuan Barboza Meca. Academia Americana de Pediatria.

=========================================================================

El Cuidado Madre-Canguro (KMC), desarrollado en Bogotá, Colombia en la década de 1970, se consideró una práctica innovadora y audaz en el momento. La Dra. Nathalie Charpak y varios colegas presentaron al mundo una nueva forma de cuidar a los recién nacidos de bajo peso al nacer: En comparación con la habitual práctica cautelosa de la enfermería incubadora con un acceso parental severamente restringido y la descarga sólo cuando se alcanzó un peso de 1700 g “Amarrando al bebé en posición vertical al pecho de la madre en contacto piel a piel, lactancia materna [exclusiva o casi exclusiva], suplementos de fórmula si el aumento de peso no excede los 20 g / día y descarga temprana”. La intervención habitual fue en ese momento una revolución en el cuidado del recién nacido. Estos científicos clínicos pusieron a prueba valientemente su nuevo método en un estudio observacional de cohorte y un ensayo controlado aleatorizado, documentando la supervivencia equivalente entre los lactantes en el CMK y los grupos de atención tradicionales, demostrando así la seguridad del CMK para los escépticos de todo el mundo. Desde entonces, KMC en sus sabores originales y más nuevos se ha integrado en la corriente principal del cuidado del recién nacido. Una revisión Cochrane de 2016 examinó 21 estudios que incluyeron 3042 lactantes y concluyó que el CMK para lactantes de bajo peso al nacer (estabilizado) en ambientes de baja concentración era preferible a la atención neonatal convencional, con menor riesgo de muerte e infección severa y mayores tasas de lactancia a la edad postmenstrual o Alta hospitalaria. Las variaciones del KMC que implican períodos breves de retención infantil por parte de la madre o el padre, denominados apropiadamente skin-to-skin care (SSC), se practican en los hospitales de parto en los países de ingresos altos, bajos y medianos en apoyo del Baby Friendly Hospital Iniciativa Paso  (“ayudar a las madres a iniciar la lactancia dentro de una hora después del nacimiento”). Mediante la colocación de los bebés en SSC con su madre inmediatamente después del nacimiento, “bebé rastreo” se facilita, las madres pueden aprender señales de alimentación temprana, y los resultados de la lactancia materna son mejorados.  KMC paternal y SSC ofrecen una gran cantidad de beneficios también. A pesar de los obstáculos técnicos, la preocupación de los proveedores y la fragilidad de los bebés, el CSS se practica con cautela en las UCIN en países de altos ingresos, incluso con niños dependientes del ventilador, porque puede promover el apego de los padres, disminuir el estrés y aumentar los volúmenes de leche materna. ¡KMC claramente hace del mundo un lugar mejor para bebés y familias. Alrededor de 20 años después del ensayo controlado aleatorio KMC original, el Dr. Charpak et al 7 sistemáticamente recontactaron, reinscribieron y examinaron a los adultos jóvenes que eran niños en el estudio original y presentaron a los lectores de Pediatrics los resultados de extensas pruebas psicológicas comparando Sus resultados. Ciertamente, existe un buen precedente para examinar el impacto a largo plazo de la atención neonatal en los resultados de adultos jóvenes en recién nacidos prematuros. Pero los desafíos de esta investigación específica basada en KMC son varios. En primer lugar, el KMC es una “intervención combinada” en la que el cuidado parental, la lactancia materna casi exclusiva y el SSC pueden tener contribuciones individuales, sinérgicas y superpuestas a los resultados estudiados.

En segundo lugar, es difícil cuantificar y calificar las intervenciones asociadas a los padres y las entregadas por los padres porque todos los padres son diferentes. En tercer lugar, tenemos 20 años completos y “la vida ha ocurrido”, de manera que se han producido numerosas contribuciones potencialmente no medidas a la vida de cada niño (y sus resultados). Demostrando estos mismos desafíos, en un estudio seminal de seguimiento de cohortes de 10 años que comparó a bebés prematuros que recibieron 1 hora de SSC diariamente durante 14 días frente a la atención tradicional, los resultados no fueron sencillos. Aunque hubo un impacto positivo en la función ejecutiva y la reciprocidad madre-hijo predicho por el SSC, otros factores también pueden haber contribuido, incluyendo el apego materno y la arritmia sinusal neonatal. De manera similar, en su estudio actual, Charpak et al identifican una reducción significativa del absentismo escolar, un ambiente en el hogar más óptimo (como mejor se puede medir) y una hiperactividad, agresividad y externalización reducidas clínicamente significativas en el grupo de KMC a los 20 años. Sin embargo, los autores están presionados para explicar las calificaciones académicas de matemáticas y lenguaje significativamente más altas en el grupo de atención tradicional. En otras palabras, es complicado. Se están realizando importantes esfuerzos para examinar el impacto de los eventos neonatales y las intervenciones que tradicionalmente no se consideran médicas, lo que puede ayudar a explicar las principales diferencias de resultado entre los lactantes. Por ejemplo, el dolor no tratado o los acontecimientos estresantes tales como procedimientos pueden conducir realmente a los cambios localizados en estructura y función del cerebro en niños prematuros. La leche humana, sólo una pieza del rompecabezas del KMC, puede ser una intervención aún más poderosa y beneficiosa para los recién nacidos a término y prematuros de lo que jamás hemos visto, con efectos cerebrales a corto y largo plazo. KMC se extiende a la gran brecha entre lo médico y lo no médico, y entre el padre y el profesional. El hecho de unir esa brecha y seguir evaluando el impacto de la intervención, como la Dra. Nathalie Charpak y sus colegas han trabajado durante tanto tiempo, nos acerca al cuidado óptimo de cada niño y familia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s